Seguidores

Google+ Followers

martes, 26 de marzo de 2013

"EL QUE ESTE LIBRE DE PECADO QUE TIRE LA PRIMERA PRIEDRA


El evangelio del III domingo de cuaresma  fue de Juan 8, 1-11 este es uno en los que se engloba toda nuestra fe católica. 
En el evangelio se nos habla de una adultera, la cual es presentada por varios hombres ante Jesús , pues según ellos había adulterado y su castigo era la lapidación, matarla a pedradas," ellos hacían lo que consideraban correcto" por que para los hombres , para el mundo debe existir la justicia de" quien la hace la paga", es una filosófia que hemos creado a lo largo de nuestra historia, pues nuestro corazón es tan duro , que nos resulta mucho mas facil usar la ley del Talión," ojo por ojo y diente por diente", que usar la misericordia de Dios, pero claro, para poder usar de misericordia, primero tenemos que tenerla, pues nadie puede dar lo que no tiene. Por ello este evangelio es revelador del gran amor y misericordia que tiene Dios con nosotros, el que no tiene pecado y prodria mirarnos por encima del hombro se agacha hasta nuestro fango y nos coge de la mano y nos levanta con un amor infinito con una mirada donde no hay lugar para el reproche, el juicio,  el odio , para el resentimiento.

Dios en este pasaje pone de manifiesto la ley de los antiguos con moises que por su corazón tan duro necesitaban tener leyes que los ordenara, pero viene el y con El todo se renueva pues aparece el "perdón al enemigo" SI, habeis leido bien, amar aquien te ama al que te quiere, al que te adula, al que no te hace mal es facil para todos, pero amar a quien no te ama , a quien te ha ofendido etc... eso solo Dios puede hacerlo y nosotros con su ayuda. Por ello siempre os he dicho que no hay que juzgar a nadie, pues todos tenemos pecados el único que no los tiene es Dios y el no te juzga , todo lo contratio te AMA PROFUNDAMENTE.

Cuando yo no estaba en la iglesia todo lo juzgaba es que no hacia falta ni que la otra persona me hablara , solo con mirarla ya podia juzgarla, pero el estar en la Iglesia me ha enseñado que  no soy mejor que nadie por tanto no tengo ningun derecho a juzgar a nadie.
La Madre Iglesia con su pedagogía del Camino Neocatecumenal me ha enseñado a poder amar, a no juzgar a no albergar malos sentimientos en mi corazón, pero esto me lo ha dado en precario pues es una lucha constante por ello todos los dias debo rezar y pedir que me siga concediendo esa gracia y confesarme cuando he caído

Hoy es Martes Santo, esta noche celebramos la penitencial, el poder recibir gratis el perdon de todos mis pecados, espero que el Señor nos ayude a toda la familia para poder hacer una confesión plena, en la que todos nuestros demonios puedan salir a la luz y así podamos ir preparandonos para la PASCUA DE RESURECCION.