Seguidores

Google+ Followers

jueves, 31 de enero de 2013

RETO AMISTOSO DE PAQUI "PULSERITAS"




Gracias paqui, por haberme dado la oportunidad de tejer con vosotras ha sido muy divertido y estaba deseando poder tubirlas, espero que nos encontremos en otro reto, un beeessso muy graaande¡¡¡

Gracias paqui por tus regalitos

MI INFANCIA

Esta ricura¡¡¡ no soy yo pero me crie así de regordeta.

Mi infancia siempre la he recordado con miedo, desde muy pequeñita comencé a tener terrores nocturnos, soñaba con personas malas que deseaban hacerme daño, soñaba con gente que aparentemente era buena pero luego se convertia en" la bruja", con toros sangrando y con hombres en un bar bebiendo con sus caras rojas y riendo a carcajadas; en el sueño, yo, miraba hacia el techo y veia las almas de estos hombres y estaban oscurecidas, podridas, dicho así, son sueños normales como todos los niños tienen "las típicas pesadillas", en medio de la noche me despertaba gritando y mi padre venía me llevaba a su cama y dormia con mi madre y el se iba a la mia ,así no una o dos veces , fueron muchas las malas noches que les dí, pero siempre recibí de ellos consuelo y cariño, nunca recibi un reproche, un mal gesto, solo amor, lo recuerdo y me emociona ver como Dios me dio los mejores padres del mundo¡¡¡

Recuerdo mis dias en infantil, me sentía una extraña como si  no formara parte de aquella clase y de echo, allí no hice amigas, ir al cole era un suplicio y todas las mañanas me hacía la dormida ,veía como a veces mi madre hacía como si se lo creyera y me dejaba en cama, en mi casa me sentía segura pero todo era poner los pies en la calle y ya me entraban sudores, temblores,¡¡¡ mi madre me recuerda muchas veces que era imposible que me perdiera, pues en el momento que saliamos de casa, le agarraba la mano fuertemente y no se la soltaba, tampoco nunca recibí un reproche por su parte y verdaderamente con lo fuerte que me aferraba a su mano debía a veces hacerle daño.

En clase fui una de las primeras en aprender a leer y escribir, cuando vi, mi nombre puesto en la pizarra que pasaba a primero senti una gran satisfacción, pero fijaos si era introvertida que cuando teniamos ganas de salir al baño se lo decíamos a la profe y nos dejaba, a mí me daba tanta verguenza hablar, que me aguantaba hasta el recreo. Pero un día llegue tarde ,recuerdo que antes de salir rezabamos el Ave María, y llegue tarde me hice" pipi" encima. Podía ocultar mis miedos, mis temblores , mi inseguridad pero lo que era evidente y claro es que una mancha inmensa en mi falda por delante y por detras y el agua corriendo por mis piernas era difícil de ocultar, ya os imaginareis los niños son sinceros "a veces decimos crueles por naturaleza " pero no es crueldad, es que aún no han aprendido a ser "diplomaticos" y comenzaron todos a reirse de mi, la profesora con su buena intención para que me secara me puso al sol, como a una maceta, esta jornada escolar fue dura, pero yo mantuve la dignidad que me quedaba sin abrir la boca ni derramar ni una sola lágrima.
El resto de los días los pasaba en el patio sola con un palo y jugando    haciendo formas con la arena y las piedrecitas, ni yo pedí a nadie jugar ni nadie se acercaba a mí para jugar, realmente así no podía sentir que ese lugar fuera mi sitio, aunque a la profesora la recuerdo muy cariñosa y amable conmigo.

Bueno las pesadillas , mi timidez habrían sido normales hasta un cierto límite, si como les dijo el pediatra a mis padres "las pesadillas en los niños son normales , a mi padre le aconsejo que no me contara cuentos y que no viera en televisión ninguna película de miedo y ya verían como en breve dejaría de tenerlas". Pero esto no ocurrió así, lejos de quitarse fueron empeorando, pero como yo ya me había convertido en una gran actora, con seis años seguía despertándome aunque ya no  pedía a mi padre que me recogiera en medio de la noche. Para ellos el tema de las pesadillas ya se había curado. No se porqué actué así, pues como os he dicho nunca recibí de mis padres ningún reproche , creo que comencé a sentir que era rara y sentía verguenza por mi comportamiento ;así, que decidí ocultar lo que pasaba por mi cabecita y se manifestaba en mi cuerpo a modo de temblores, nerviosismo, ganas de llorar, miedo a todo era tal la gitación de mi cuerpo que me descontrolaba, comenzaba a tiritar , sentía angustia, ganas de ir al aseo, dolor de estómago. No quiero aburriros mas por hoy ya basta otro día os hablare de mi adolescencia, mi deseo al contaros esto es que pueda ayudar bien a otros niños que hoy son adultos y que tienen como yo depresión endógena, congénita y hereditaria, y también a las mamás que tenemos que estar muy pendientes de nuestros hijos, pero tampoco os torturéis, mis padres se han enterado de mi enfermedad  con cuarenta y cinco años, nadie es adivino¡¡¡¡, pero por ello debemos rezar a Dios , a la Virgen y a su Angel de la guarda para que los cuiden y los protejan de todo mal siempre.


 Hay una Banda sonora del Camino Neocatecumenal (al cual yo pertenezco) , que se llama el "Llanto de los Inocentes ", como es el caso de los que sufrieron el horror del holocausto Nazí, los niños del tercermundo, las miles y miles de chicas y niñas ultrajadas, los inocentes condenados a muerte tantos y tantos que sufren por enfermedad, por abandono etc...; pues humildemente os la dedico a vosotros los desterrados de la tierra los que lloráis ahora pero luego en el Reino de los Cielos estaréis junto a Dios nuestro Padre. Animo  hermanos en el Señor.